Tarata

Titulares!!!

lunes, 4 de julio de 2016

Con S/ 5,000 se Pueden Crear Casas ANTIHELADAS para Proteger a la Población Andina


Gracias a tecnologías eficientes y de bajo costo, un equipo de investigadores de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) ha creado diversos modelos de viviendas para que familias rurales que viven a más de 3,500 metros sobre el nivel del mar se protejan de las heladas, que muchas veces causa la muerte a los recién nacidos o a los adultos mayores.

A las casas se les ha implementado un sistema de circulación de aire que asegura que dentro de las viviendas la temperatura mínima sea de 8 grados centígrados, a pesar de que afuera esta puede llegar a 15 grados bajo cero, explicó uno de los gestores del proyecto, Carlos Hadzich.

Las viviendas rurales son intervenidas de manera integral, de acuerdo a las necesidades de mejora que presente cada una, pues, explicó el investigador, existen casas que tienen techo de calamina, otras de paja, puertas y ventanas en pésimas condiciones o paredes por donde se filtra el aire, y hay otras que se les adiciona un muro trombe.

“El muro trombe lo usamos en aquellas casas que tienen una ventana que mira al Sol. Esa pared la reforzamos con yeso y pintamos de negro para que concentre el calor de los rayos solares. Le abrimos dos huecos en la parte superior y dos en la inferior para introducir aire caliente a la casa”, comentó.

Agregó que, en la parte exterior de esa pared se instala un soporte de madera que une láminas de policarbonato de forma inclinada y los separa de la pared a través de piedras pintadas de negro y los coloca en el suelo.

“Así, el aire frío ingresa por la parte inferior de la vivienda y el caliente por la superior. Para que quede en casa, esta se impermeabiliza con telas arpilleras que se colocan en techos, puertas o ventanas, según la necesidad de la vivienda, se pintan con cola de carpintero y se mezcla con yeso para evitar huequitos por donde salga el aire”, explicó.


Fondo para casitas calientes  

Gracias al fondo que recibieron del Concytec, a través de Ciencia Activa, lograron construir la vivienda idónea con la técnica del muro trombe, pero también desarrollaron otras técnicas de ingeniería que sirvieron para calentar las casas y alcanzar los grados necesarios.

“Después de muchas pruebas, uso de sensores, vivir con la gente en el lugar, confirmamos que la vivienda con muro trombe, y las que mejoramos con otras soluciones, pueden llegar a 8 grados centígrados en su interior en la hora más crítica de la helada”, precisó Víctor Ramos, ingeniero mecánico, también integrante del equipo.

Las otras alternativas tienen que ver con el aislamiento dentro de la vivienda (crear un falso techo, dobles puertas y dobles ventanas para evitar fugas de aire caliente), y en caso de casas ubicadas en zonas donde hay puquiales, colocar un piso de madera, señaló.

Precisó que el costo para implementar las modificaciones en cada casa es en promedio de S/ 5,000 cada una.

El proyecto denominado K’oñichuyawasi (casa caliente limpia) lo desarrolló el equipo de Grupo de Apoyo al Sector Rural de la PUCP, del cual forman parte ambos profesionales. Desde el 2007 gestó la idea de condicionar viviendas rurales para que las familias puedan enfrentar las heladas que las afecta.

De acuerdo a datos que maneja el equipo, aproximadamente unas 500,000 mil familias viven más de 3,500 metros sobre el nivel del mar y necesitarían casas calientes para evitar ser afectadas por las heladas.

Fuente: Andina

Por ahora es todo. Soy el Dr. Azul en Tarata 21...

No hay comentarios :

Nos importa tu opinión. No te vayas sin comentar.

//